Es fundamental la existencia de actividades alternativas para ocupar la mente y el cuerpo cuando se está intentando abandonar el consumo de tabaco. En el pasado, en muchas ocasiones el tiempo libre se convirtió en “un arma de doble filo” pues fue el espacio utilizado para consumir. En el caso de los adultos, el tiempo libre suele ser durante las noches, y para muchos, el momento de consumo. Sin embargo, no se puede negar, que, con un uso adecuado de su tiempo, esto puede convertirse en una estrategia preventiva que va a fortalecer su proceso de abandono de la nicotina. 

Solicitar una cita

¿Querés ayuda para dejar de fumar?

En IAFA te podemos ayudar, hacé clic en Solicitar una cita para contactar al Centro de Atención de IAFA más cercano.
Solicitar una cita
  • Analice si era en su tiempo libre o de ocio, cuando solía fumar más.
  • Desarrolle un plan de actividades a desarrollar con una rutina diaria, de acuerdo al tiemplo que disponga.
  • Preferiblemente desarrolle sus actividades al aire libre.
  • Déjese acompañar por un familiar o amigo para que usted se sienta apoyado y así evitar volver a viejas prácticas.
  • No olvide hidratarse constantemente (antes, durante y después), en especial cuando haga práctica de ejercicio. El agua tiene la función de regular la temperatura corporal. es vital para obtener un mejor rendimiento físico y, además, ayudará a eliminar más rápidamente de su organismo, la nicotina.

Además de ser estas actividades un “factor protector”, considere que, si son actividades que le demanden un grado de esfuerzo físico, le ayudarán a mejorar su condición física y a mantener su peso.