El 31 de mayo de cada año se conmemora el “Día Mundial sin Tabaco”; en el marco de la conmemoración de este día el Instituto sobre Alcoholismo y Farmacodependencia IAFA hace un llamado de atención a la población para crear conciencia acerca de las consecuencias en la salud producto del consumo de tabaco y la exposición al humo de tabaco ajeno.

El lema utilizado este año por la Organización Mundial de la Salud (OMS) es “Tabaco y salud pulmonar” y su objetivo es ahondar en las consecuencias negativas para la salud pulmonar de las personas que tiene el tabaco, que van desde el cáncer hasta enfermedades respiratorias crónicas; y el papel fundamental que desempeñan los pulmones para la salud y el bienestar de todas las personas.

El principal factor de riesgo para desarrollar cáncer de pulmón es el tabaquismo, ya que el humo del tabaco produce alteraciones en las células pulmonares y las convierte en cáncer. La posibilidad de generar cáncer en un fumador se incrementa según el número de cigarrillos fumados por día y el número de años que la persona ha fumado.

Según algunos estudios, el cáncer de pulmón es el tipo de cáncer que se ha constituido en la principal causa de muerte en los países desarrollados, los fumadores tienen de 20 a 30 veces mayor riesgo que los no fumadores de padecer cáncer de pulmón. Los fumadores pasivos, es decir aquellas personas que no fuman pero que conviven diariamente con un fumador y están expuestas al humo de tabaco ambiental (HTA), tienen un 30% más de riesgo de contraer la enfermedad, que los no fumadores que no están expuestos en forma importante al HTA.

¿Qué pasa en nuestro organismo cuando abandonamos el tabaco?

Al dejar de fumar el organismo podría experimentar un síndrome de abstinencia a la nicotina, resultado de la suspensión o ausencia súbita de la nicotina en el cerebro, el cual está acostumbrado a su presencia.

Este síndrome, que es un conjunto de síntomas físicos y psicológicos, es más intenso en las primeras dos semanas, pero mayormente los primeros tres o cuatro días, luego disminuye paulatinamente hasta desaparecer por completo. El síndrome de abstinencia a la nicotina se presenta en casi todos los fumadores y aparece en las primeras horas del cese del consumo.

Algunas manifestaciones que se presentan al dejar de fumar son: ansiedad, irritabilidad, inquietud, nerviosismo, dificultad para concentrarse, insidia, dificultad para dormir, hambre excesiva, fatiga, dolor de cabeza, sudoración, temblor, depresión, mareos. Algunas recomendaciones para lograr el éxito en el proceso de abandonar el tabaco:

  • Controle la cafeína que toma: la cafeína (presente en el café, en el té, en bebidas gaseosas, en el chocolate) puede producir ansiedad, irritabilidad y acidez.
  • Consuma de preferencia alimentos ácidos como: naranja, limón, mandarinas, vegetales, para disminuir la ansiedad.
  • Tome agua lentamente, manteniéndola en la boca durante un instante antes de tragarla: esto le ayudará a eliminar por medio de la orina, residuos de nicotina que es la sustancia que produce adicción.
  • Elimine de su casa o área de trabajo todo estímulo al fumado (cigarrillos, ceniceros, objetos olorosos a cigarrillo).
  • A las 8 horas de haber dejado de fumar, los niveles de oxígeno regresan a valores normales y el riesgo para desarrollar infarto empieza a disminuir.

Desde IAFA trabajamos en el desarrollo de estrategias dirigidas a la promoción de la salud y el fortalecimiento de los estilos de vida saludables con el objetivo de brindar alternativas diferentes y funcionales a las personas consumidoras de tabaco. Este año en el marco de esta celebración y reconociendo el esfuerzo de las personas que están en proceso de abandonar el tabaco; se llevó a cabo la primera edición de la Carrera de los Sueños IAFA 2019 a la que acudieron más de 2000 participantes entre niños, jóvenes, jóvenes adultos y adultos mayores.

“Adicionalmente se están realizado esfuerzos en materia de comunicación con la puesta en marcha de una campaña digital de prevención de consumo denominada #DejaloIr; esta campaña está dirigida a las personas que actualmente consumen nicotina por medio de cigarrillo o aceites; esto con el objetivo de que disminuyan el consumo o lo dejen por completo, entendiendo que dejar de fumar no ocurre de la noche a la mañana; y reconociendo la recaída como un evento real y como un proceso de aprendizaje” indicó Paulo López, Comunicación IAFA.

Los invitamos a que ingresen al sitio www.dejaloir.cr, perfil de Facebook www.facebook.com/iafadejaloir e Instagram www.instagram.com/iafadejaloir. Por otra parte IAFA pone a disposición de la población los talleres de Cesación de Tabaco que se brindan a lo largo del año y de los cuales pueden consultar en nuestra página web o contactando de manera previa al teléfono 2224-6122.

Contacto de Prensa: 
Natalia Chaves Céspedes 
22246122 ext 159