Soy persona con necesidades, miedos y recaídas. ¿Cómo fortalecerme en la vida?

Imagen destacada. Image Caption. 01
23 de Ago, 2022

Blog

Blog

Soy persona con necesidades, miedos y recaídas. ¿Cómo fortalecerme en la vida?


IAFA es una institución con personas sirviendo a personas.

Cuando se habla de fortalecerse emocionalmente, no quiere decir que las personas deben convertirse en seres fríos, despreocupados o que no debe importarles lo que acontezca en su entorno. El objetivo, no es anular ni negar ninguna emoción, tampoco dejar de sentir dolor, miedo e incertidumbre porque eso es parte de la vida cotidiana de las personas

La vida es y será maravillosa, es y será difícil, y siempre habrá situaciones nuevas que confrontar, pero es ahí donde está el objetivo de entrenar nuestra fortaleza interior y luego aplicarla al mundo emocional. Así las personas se convierten en personas más conscientes, fuertes y comprensivas, pero en especial con capacidades y fortalezas para la toma de decisiones.

En una entrevista en el programa IAFA en Conexión,  https://www.facebook.com/iafacr/videos/757802705331287, Gisela Madrigal Castro, jefatura Pacífico Central, Seidy Duartes Vargas, promotora social y Raquel Mesén González, trabajadora social del Centro de Atención Integral en Drogas de Puntarenas, explicaron ampliamente sobre la atención, abordajes y servicios centrados en las personas y la posibilidad de tener oportunidades para fortalecer la vida cotidiana.

¿Por qué partir de SOY PERSONA?

“Porque la palabra persona nos permite abrazar las particularidades individuales sin hacer distinciones de género, edad, clase social, condiciones físicas u otras. “(comillas)

Partimos de la persona como individuos con necesidades y fortalezas. Las personas tienen una forma particular de pensar y sentir lo cual se ha ido moldeando a través de su historia de vida.

El cómo me miro y cómo me autodetermino son esenciales para definirme como persona, con sueños y esperanzas, con miedos y temores. Miro a esa persona como esencia espiritual que es, como un ser de vida con capacidades para pensar, sentir y tomar decisiones.

Partir de la persona es validar su autonomía y su autodeterminación a desarrollarse. Nosotros acompañamos ese proceso con respeto, sin juicios de valor.

De ahí que desde IAFA se profundiza en el enfoque centrado en la persona y no en la enfermedad o en el servicio de atención o programa sino en las personas con capacidades para tomar decisiones sobre su vida y construir un mejor mañana” Madrigal Castro.

¿Cómo me reconozco como persona con necesidades, miedos y recaídas?

“La atención se centra en la persona, en el reconocimiento y validación de sus necesidades específicas, su historia de vida, que pueda sentirse escuchada, comprendida, aceptada. Reconociéndola como persona con dignidad, autonomía, capacidad de dominio de sí mismo y que tiene toda la libertad de elección. Un espacio donde pueda reconocer su situación o dificultad de control en relación a la sustancia psicoactiva sin sentirse juzgado o señalizado.

Uno de los aspectos importante es el autoconocimiento, el conocerse a sí misma-mismo a base de sus experiencias y la introspección, sabiendo reconocer y entender nuestras emociones, debilidades y cualidades en cualquier circunstancia o contexto.

Si logro conocerme a sí misma, se convierte en un factor protector dado que me permite el autorregular las emociones, la autoeficacia, control de impulsos, el relacionarnos con las demás personas y el saber que queremos de la vida. De igual manera el identificar aquellas emociones o situaciones que son disparadores y que me pueden generar ansiedad y que pueden incidir en volver hacer uso de sustancia psicoactiva o retroceder en la conducta, puede ser el miedo, el enojo, la tristeza, frustración. También emociones positivas La alegría-euforia, otros, son factores internos que varían de persona a persona según sus necesidades e historia de vida. Asimismo, la presión social directa (invitación) o indirecta (me rodeo de personas que consumen).

Y con ello se puede presentar la recaída, la cual es parte del proceso de recuperación de la persona, lo normal es que las personas recaigan varias veces antes de alcanzar un periodo de mantenimiento prolongado, es necesario verla como una circunstancia de aprendizaje y no como una falla de la persona o del tratamiento. Si la persona reconoce el disparador se puede desarrollar habilidades de respuesta o de afrontamiento que pueda reaccionar de forma diferenciada ante esa situación o riesgo. Ejemplo una invitación o bien el manejo de discusión”, Mesén González.

¿Cómo fortalezco las destrezas en mi vida?

“Cada espacio de capacitación e interacción con los diferentes grupos poblacionales, niñez, adolescencia y población adulta, tiene como punto de partida el empoderamiento, creer en mí mismo o misma, en mis capacidades como persona. Y desde el autoconocimiento poder identificar mis cualidades, en cuáles áreas soy bueno o no tan bueno, así sé sobre cuáles aspectos de vida trabajar.

Poder identificar cuáles son mis recursos internos para trabajar en mi bienestar: cuáles son mis motivaciones, fuerza de voluntad, deseos de cambio. Y a partir de ahí poder tomar decisiones asertivas y mejorar mis relaciones interpersonales con tolerancia, respeto y empatía en el trato con otros y otras” Duartes Vargas.

¿Qué se hace en el Pacífico Central para fortalecer a las personas?

“Desde el Centro de Atención Integral en Drogas se realiza, un grupo vivencial- terapéutico, dirigido a mujeres con vínculos relacionales a personas en consumo de sustancias psicoactivas, un espacio de reflexión colectiva de mujeres que el común son los antecedentes de vivencia de violencia doméstica en las distintas manifestaciones.

Un proceso para ellas, sin que se sientan presionadas, respetando su individualidad y toma de decisiones. Al inicio de las sesiones es normal que se dé la presencia o dificultad de expresarse y de participar esto dado a la vergüenza, temor a las diversas situaciones que han vivido y las han vulnerabilizado.

Este espacio permite expresar y sentir esos sentimientos que antes evadían o no se les reconocía o minimizaba, iniciar el proceso de soltar, de sanación y desculpabilizar, romper el silencio, vergüenza, culpa, miedos y estigmas que conlleva vivir con una persona en consumo de sustancia psicoactiva. Asimismo, el fortalecimiento de autoestima, empoderamiento, rescatando sus poderes internos y el reconocimiento de sus propias necesidades sin postergarlas por las demás personas.

Desde prevención trabajamos con la Asociación de Diversidad de Género se trabaja con población muy vulnerabilizada por la sociedad y las instituciones. Por lo que se aborda, principalmente, el tema de autodefinición y auto reconocimiento, para fortalecer la importancia de reconocernos como personas sin ser señalizadas. 

En esta experiencia el pensamiento crítico de quien soy, como me miro y qué siento fueron importante para validar a la persona sin señalamientos.  Además, siempre es fundamental trabajar la empatía y comunicación asertiva para fortalecer las habilidades para la vida que permiten a las personas relacionarse con la sociedad». “De esta forma me valido como persona con derechos y deberes, y me convenzo que valgo muchísimo para mí misma y para la sociedad” Madrigal Castro.

Este proceso de fortalecimiento se aborda a nivel nacional en los diez organismos regionales, 14 Centros de Atención Integral en Drogas, Proceso de Atención a Pacientes y Casa JAGUAR.

El Instituto sobre Alcoholismo y Farmacodependencia afirma su convicción de que es una institución fortalecida con personas sirviendo a personas.

Por | Henry Segura Fonseca

[email protected]

Fecha de Publicación:
23/08/2022
Ir al contenido